La red LoRaWAN abierta a todos, The Things Network

Mapa con los gateways de TTN

Los gateways son dispositivos no especialmente baratos, de modo que, aunque los sensores puedan serlo, la red en sí no lo es tanto. Por esto existen proyectos como el de The Things Network, una red LoRaWAN abierta a todos.

En un post anterior hablamos de LoRaWAN, una tecnología que permitía desplegar redes de sensores. Ademas, vimos que dichos sensores necesitaban de gateways para encaminar la información a la nube.

El objetivo de The Things Network (TTN) es desplegar una red totalmente abierta, donde los usuarios sean los que compartan sus gateways al resto de la comunidad. Formando así una red mucho más grande.

Actualmente cuentan con 5890 gateways repartidos por 137 países. Mirándolo objetivamente, no son demasiados, pero sí los suficientes para dar cobertura a las grandes ciudades, ya que cada gateway puede dar cobertura a un radio de hasta 15 Kms.

Distancia de un enlace LoRaWAN con moteino y TTN

De hecho, durante las pruebas de los dispositivos Moteino que monté para el post, conseguí que un gateway de TTN situado a casi 11 Kms me recibiera.

Lo sorprendente es que no necesité de grandes antenas. De hecho, lo hice con una antena de tipo dipolo de lo más simple.

Limitaciones de la red LoRaWAN

Como vimos en el post acerca de LoRa, existen algunas limitaciones. Recordemos que la red utiliza la banda libre, cuyo uso está regulado para evitar abusos.

Limitaciones relativas al enlace ascendente (del sensor al gateway):

  • Payload: Debe ser la mínima posible. Así que es aconsejable evitar formatos (JSON, ASCII,…) y enviar los datos en binario puro y duro.
  • Periodo de envío: Debemos elegir muy bien qué datos enviamos ya que tenemos que cumplir la limitación del 1%. Así que, si no es necesario, no lo transmitas.
  • Tasa de transferencia: La mayor posible, así transmitiremos durante menos tiempo y podremos volver a transmitir antes. Aunque aumentar la velocidad disminuye el alcance, así que debemos encontrar una solución de compromiso.

Limitaciones relativas al enlace descendente ( del gateway al sensor):

  • Tasa de transferencia: La misma a la que el sensor realizó la comunicación.
  • Downlink: Debe minimizarse lo máximo posible, a poder ser que no sea necesario.
  • Confirmación de subida: Se utiliza para saber si un enlace de subida ha llegado satisfactoriamente. Consume mensajes de descarga, así que lo mejor es que nuestra aplicación no necesite este tipo de confirmaciones.

Según las normas de buenas prácticas de TTN, la suma de los mensajes «Downlinks» y las confirmaciones no deben superar nunca los 10 mensajes.

Conclusiones de The Things Network

En TTN nos ponen la infraestructura necesaria para que podamos montar nuestra propia red de sensores. Sin embargo, dado que no somos los únicos que la usamos, nos piden que hagamos un uso responsable de la misma; transmitiendo lo justo y recibiendo solo si es estrictamente necesario.

Por otro lado, nos permiten crear comunidades. De modo que todos los aficionados a la IoT se junten para compartir ideas, desarrollar dispositivos o simplemente compartir un buen rato charlando.

Más información: The Things Network

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.